jueves, 28 de marzo de 2019

El trío español de elementos químicos


Resultado de imagen de elementos tabla periodica español sello

De todos los elementos químicos que forman parte de la Tabla Periódica de los elementos, existen 3 que tienen sabor español. Estos elementos “españoles” son el platino (Pt), vanadio (V) y el  wolframio (W). Hablaremos de ellos individualmente en nuevas secciones de este blog, pero vamos a dar unos breves pinceladas de cada uno.




Platino

En 1735, Antonio de Ulloa y de la Torre Giral (1716-1795) descubrió un mineral denominado platina (se consideraba plata de baja calidad) en  Ecuador. Ulloa llevó a Madrid el primer ejemplar de dicho mineral y los gobernantes de España comprendieron la trascendencia de tal descubrimiento. Se le empezó a conocer como el “oro blanco”. Es un metal muy difícil de trabajar ya que tiene un punto de fusión muy elevado y tiene tendencia a quebrarse.

Wolframio

En 1783 los hermanos Elhuyar (Juan José y Fausto) consiguieron aislar este metal proveniente de diferentes óxidos impuros. Además, es el único elemento de la tabla periódica para el que la IUPAC (Unión Internacional de Química Pura y Aplicada) que tiene dos nombres; Wolframio (español) y Tungsteno (alemán).

A partir de 2005 denominó definitivamente a este elemento por el nombre de tungsteno, a pesar de que el símbolo es W y sus sales se llaman wolframatos. Algo que no tiene mucho sentido.

Vanadio

En 1801, Andrés Manuel del Río, descubrió en México un elemento metálico en restos de sales de plomo, que variaba de color al contacto con luz solar. Le llamó inicialmente eritronio. Este compuesto fue redescubierto 30 años más tarde en Suecia por Nils Gabriel Sefström que bautizó al elemento como Vanadio y confirmando que, el eritronio y el vanadio eran el mismo elemento. Por cierto, el término vanadio hace referencia a Vanadis, diosa escandinava de la belleza, por el vistoso aspecto de este metal.

No hay comentarios:

Publicar un comentario